viernes, 10 de junio de 2011

anatomia de un sentimiento

Si brota la semilla en la fecundación, en la tierra...
habrá que darle una oportunidad por mientras,
dejar que la planta crezca, mimada, querida, contenta,
deseada...
que sea el gran símbolo de la esperada llegada...
las pausas de la poesía la música...el tiempo
manifestarán el color y anatomía de la planta en discusión,
de ahí pasará a necesitar cuidados, fertilización...
erradicarle sus esperados malestares
conscientes de la atmósfera que habitamos
para mantenerle sujeta a la vida que ella espera...
esperamos...
cuando se sienta la planta querida de verdad,
luchará contra los naturales males que la acechan....
en ese proceso sus flores estarán tomando formas, colores, siluetas
demostrándole al tiempo... al desierto!
que logró sobrevivencia!
que confabulamos para ver su aspecto en plena flor!
será entonces que identificaremos que vientos afectan su color
estaremos pendientes de su bello envolvimiento,
y cuando su tallo haya dado tantas energías floridas,
frondosas aromas de conquista,
veremos que valió la pena haberla mantenido viva,
haberle dado el beneficio de la duda, la vida....!
que no tenía...
mínimo se me ocurre hacer eso..
día a día..
hasta asegurar que por si sola sobreviva!
y poder dedicarle tiempo a procurar las manos,
cuerpo y labios
al jardinero que reconoció la anatomía..
de una semilla.

1 comentario:

  1. "las pausas de la poesía de la música..." los pequeños detalles son los que valen. Unico.

    ResponderEliminar